Que si Masterchef junior, que si pesadilla en la cocina, que si Top chef… la cocina amateur está de moda, y mis nietos se pirran por poner las manos en la masa conmigo.

No es que digamos que nací cocinera, simplemente decoré mi cocina con unos precioso muebles y con los mejores electrodomésticos. Ahora si se trata de mis nietos, cuando me lo piden hago un esfuerzo y me enfundo en un delantal.

Cuando cocinas con niños sólo hay tres reglas:

  • Se puede manchar todo lo que haga falta; les gusta casi tanto mancharse de harina como cocinar, pero es importante que también aprendan a recoger y a limpiar.
  • Elijo siempre platos sencillos que no impliquen peligros como el uso de fuegos o cuchillos muy afilados.
  • Lo mejor: luego ¡hay que comérselo todo! 

Os descubro 4 caprichos que me encanta cocinar con mis nietos, fáciles, ricos y nutritivos.

 

 

GALLETAS CON FORMAS DIVERTIDAS

Día de lluvia, día de galletas. Las galletas son sus favoritas, cada día modificamos un poco su receta, pero básicamente….

24-28 galletas

Tiempo de preparación: 20 minutos.

Tiempo de cocción: 30 minutos.

Ingredientes:

  • 1¾ tazas bien compactas de azúcar morena
  • ¾ taza de agua
  • 1 rama de canela
  • 250 gr de mantequilla sin sal, cortada en pedazos pequeños, a temperatura ambiente, más lo que necesite para engrasar las bandejas para hornear
  • 2 cucharadas de miel
  • 4¼ tazas de harina para todo uso, más lo que necesite para espolvorear
  • 1 cucharadita de polvo de hornear
  • 1 cucharadita de bicarbonato de soda
  • ½ cucharadita de sal marina gruesa
  • 2 huevos grandes, batidos ligeramente, a temperatura ambiente
  • 1 huevo grande, batido ligeramente, para glasear
  • Azúcar glas para espolvorear (opcional)

Preparación

  1. En una cazuela mediana, mezclad el azúcar, el agua y la canela (esto pueden hacerlo los niños). Poned a calentar a fuego mediano hasta que empiece a hervir. Baja el fuego a medio-bajo y deja hervir unos 15 minutos, o hasta que se disuelva y el líquido se espese y tenga la consistencia de un jarabe. Apague el fuego y retire la rama de canela. Agregue la mantequilla y la miel y revuelva hasta que se derritan.
  2. En un tazón grande, revolved la harina, el polvo de hornear, bicarbonato de soda y la sal (función infantil). Haced un hueco en el centro y verted la mezcla de la olla. Usad una espátula de goma para remover hasta que queden todos los ingredientes bien combinados (esto pueden hacerlo los más mayores. Agregad 2 de los huevos y revolved hasta que veáis que se ha mezclado completamente. La masa estará pegajosa y viscosa.
  3. Cubrid la masa con un plástico y dejad en el frigorífico al menos 2 horas (incluso 2 días).
  4. Precalienta el horno a 375° F, con las rejillas colocadas una en la tercera parte superior y la otra en la inferior. Engrasad con mantequilla dos bandejas para hornear.
  5. Espolvorea la harina sobre la superficie de trabajo y un rodillo. Divide la masa en mitades. Con el rodillo, extiende cada mitad de masa por separado, hasta lograr el grosor de un dedo. Presiona la masa con las formas cortadoras de galletas. Haced una bola con los restos de la masa y volved a extenderla con el rodillo. Colocad las galletas sobre las bandejas para hornear.
  6. Barnizad cuidadosamente las galletas por encima con el huevo restante (si alguno de tus nietos es más artista, puede hacerlo). Hornead en tandas de 7 a 9 minutos, o hasta que las galletas se inflen y se doren por encima. Sacad del horno y dejad enfriar. Una vez frías, podéis espolvorearlas de azúcar glas.

PIZZA CASERA

Este plato no sé si lo disfrutan más ellos o yo, me chiflan las pizzas caseras y cuando lo hacemos nos convertimos en verdaderos chefs italianos, les encanta poner acento y usar palabras italianas acompañadas de gestos con las manos típicos de Italia. Puedes comprar las masas pre-cocinadas de Buittoni o La cocinera, o directamente lanzarte a prepararla.

Ingredientes

  • Masa para pizza Buitonni o La cocinera
  • Queso mozzarella rallado o en lonchas
  • Salsa de tomate espesa
  • Orégano
  • Jamón de york o serrano
  • A elegir: Brócoli, champiñones, berenjena, huevo…
  • Aceite de oliva virgen
  • Sal

 Preparación

  1. Precalienta el horno a 250º
  2. Extiende la masa en la bandeja rejilla del horno
  3. Con una cuchara grande o espátula extiende el tomate sobre toda la masa
  4. Esparce bastante cantidad de queso por encima, bastante cantidad.
  5. Coloca los ingredientes al gusto
  6. Una pizca de sal
  7. Una pizca de orégano
  8. Un chorrito de aceite de oliva virgen.
  9. Al horno a 210º durante 15 minutos aprox.

FLAN DE LA ABUELA

Esta es una receta tradicional y deliciosa que todos quisiéramos haber aprendido a preparar con nuestras abuelas. Enséñales a decorarlo con frambuesas, cerezas o fresas. Seguramente será una receta que usarán muchas veces más en su vida.

Ingredientes para 6-8 porciones

Para el caramelo

  • ½ taza de azúcar
  • 2 cucharadas de agua

Para el flan

  • 6 yemas de huevo
  • 1 huevo grande entero
  • 1 cucharada de extracto de vainilla
  • 1 pizca de sal
  • 1 cucharadita de jugo de limón
  • ½ taza de azúcar
  • ½ taza leche espesa (“heavy cream”)
  • ½ taza de leche entera
  • 1½ tazas de leche evaporada

Equipo especial: molde para hornear de vidrio o metal de 8”

Preparación

Precalienta el horno a 350°F

  1. Para el caramelo: Coloca el azúcar y el agua en una cazuela de fondo grueso. Mezcla y deja cocinar a fuego mediano hasta que el azúcar se disuelva y tome un color ámbar claro. Vierte el caramelo en el molde, esparciendo por todo el fondo. Deja que se enfríe.
  2. Vierte los primeros seis ingredientes en una licuadora y mezcla bien. Agrega las tres leches y sigue licuando hasta que la mezcla sea homogénea.
  3. Pasa la mezcla por un colador y vierte en el molde acaramelado.
  4. Coloca el molde con el flan en una bandeja de metal cubriendo su fondo de agua y hornea descubierto durante 35-40 minutos. El flan estará hecho si al insertar un palillo de madera o un cuchillo sale limpio.
  5. Enfría primero a temperatura ambiente antes de colocar en el frigorífico, donde debe permanecer un mínimo de 4 horas.
  6. Vuélcalo en otro plato y sírvelo.

FRESAS CUBIERTAS DE CHOCOLATE

Tus nietos probablemente ya conocen este postre, fácil, simple y que a todos nos gusta, pero ¿lo han hecho ellos mismos? Sorpréndelos y sé tú quien les enseñe. Puedes utiliza pinchos de madera para evitar quemaduras con el chocolate caliente. Lo más divertido es variar la receta usando chocolate blanco o caramelo.

Ingredientes

  • 4 tabletas de chocolate negro 70% o con leche.
  • 1 cucharada de aceite de coco ( opcional )
  • 1 kg.de fresas

Preparación

Calienta el chocolate y el aceite de coco en un tazón mediano, al baño María sobre una olla de agua a fuego lento, hasta que se derritan por completo. Una por una, sujeta las fresas por el tallo y sumérgelas en la mezcla de chocolate; deja que gotee el exceso de chocolate en el tazón. Colócalas sobre una hoja de papel para horno; deja enfriar hasta que el chocolate se endurezca y ¡listas para tomar!!



+ ¡ Apúntate ! +
A Great Moments

¡Great Moments va a proporcionarte las mejores aventuras para que compartas con tus nietos!
Apúntate a nuestra Newsletter. ¡Es gratis!

+ ¿ Tus amigas son
Abuelas ? +
Apúntalas a Great Moments

Invita a tus amigas a que se apunten gratis a Great Moments. Disfrutarán de buenas ideas para compartir con sus nietos.